TT MAGAZINE

YOGA CLIMB

5 abril, 2019

Siempre hubo una gran conexión entre la escalada y el yoga. El yoga es la herramienta potencialmente más poderosa para el escalador. La escalada contiene como puntos físicos principales para el desarrollo pleno de esta actividad, el equilibrio, la elasticidad, el balance, el enfoque, el autocontrol, y la fortaleza fibrosa. Todos estos conceptos son expuestos en el yoga. Mediante los asanas (las posturas) del yoga, trabajamos además de manera específica y única el flujo energético que repercute en cada parte de nuestro cuerpo, pero brilla por su monopolio en el enfoque mental, tan tan importante que se convierte en básico en la escalada. Esto sucedía por separado. Ahora la unión ha hecho la fuerza y el Yoga Climb como concepto único, ha venido para quedarse.

El Yoga Climb se trata del yoga adaptado a la escalada. Hay dos fines en este nuevo deporte. El escalador que lo practica para mejorar su escalada, y por otra parte, como una actividad en sí misma, personas que después de un día de trabajo estresante, encuentran su actividad perfecta para despejarse, ejercitar, moldear y estirar el cuerpo trabajando cuerpo y mente. El Yoga Climb debe ser practicado siempre en rocódromo para garantizar la seguridad de las posturas en verticalidad, y porque es gracias a la adherencia de las presas de resina, que nos podemos enfocar plenamente en el cuerpo entero. Las posturas son practicadas tanto en suelo como en las presas. Al comienzo se practica en agarres bajos, y cuando el nivel de confianza es alto, poco a poco se puede ir subiendo en verticalidad y ser practicado de una manera más aérea. La cuerda siempre es necesaria porque es una herramienta pendular fundamental en verticalidad, y las diferencias físicas entre la actividad del yoga y el Yoga Climb se centra en dos partes físicas primarias. Las manos y los pies. Las manos en el yoga son trabajadas de una manera natural y mínima, mientras que el Yoga Climb son estiradas y fortalecidas de una manera poderosa. Y en lo que respecta a los pies, en el yoga los pies sin trabajados de manera siempre descalza, mientras que en el Yoga Climb se combinan descalzos en suelo y con pie de gato en verticalidad. Sin embargo no cualquier pie de gato es valido para el yoga. Tulson Tolf ha sido la primera y la única marca en diseñar unos pies de gato específicos para ello. El uso del pie de gato es obligatorio por dos razones. El yoga trabaja la elasticidad, y necesitas confiar en tus pies cuando estás estirando en la presa. Eso significa que necesitas un agarre específico con goma de escalada para sentirte seguro mientras estiras lentamente. Por otra parte, necesitas ir descalzo (sin calcetines), aligerando de manera justa las presiones que son necesarias tanto para el yoga como para la escalada. El pie de gato STEP 1 es el pie de gato ideal para su práctica mas extensa, mientras que el pie de gato STEP 2 se convierte en el pie de gato ideal para las inversiones verticales que son el nivel más alto de esta modalidad, gracias a la goma trasera. Son pies de gato cómodos, sin sistema de tensiones tensiones directos aplicados, enfocándose en liberar la punta necesaria para el balance, la liberación total del talón para el pleno trabajo de toda la pierna, músculos y tendones. Un pie de gato cualquiera te hará daño a largo plazo porque impedirá el pleno movimiento que el yoga requiere, y a corto plazo te impedirá disfrutar de esta actividad además de hacerte sentir increíblemente incómodo. 

Cada día más y más gimnasios acomodan un pequeño espacio de verticalidad con presas de rocódromo para la práctica del Yoga Climb. La escalada ya no es solo un espacio para escaladores y alpinistas, los rocódromos ya no son solo espacio de entrenamiento para escaladores, son espacios de entrenamiento para muchas personas de ciudad que encuentran en su práctica liberación, enfoque, fortalecimiento, y la perfecta actividad después de un día de trabajo agotador. Libera tu mente, potencia tu poder mental, tu enfoque, oxigena el cuerpo entero, y te desarrolla como persona. Regresas a casa sintiéndote una persona nueva habiendo liberado hormonas de felicidad. El yoga es probablemente la actividad más practicada en el mundo entero con siglos y siglos de antigüedad. Es el trabajo corporal y mental más potenciador que la humanidad ha conocido. Juntos, el Yoga Climb es insistituible, inigualable, y sus resultados son inconfundibles. El Yoga Climb ha nacido para perdurar. ¿Lo has practicado ya?. ¡Pruébalo!, Te enamorará.